16 mayo, 2017 Productos Vileda
suelos de madera

CÓMO LIMPIAR TUS SUELOS DE MADERA

Si tienes parqué, tarima o suelo laminado en casa, sabrás que el cuidado de estos suelos no es el mismo que debemos darle a un suelo de mármol o un suelo de terrazo.

Sin embargo, puede que aún no sepas con seguridad como tratar los suelos de madera, con qué productos y con qué frecuencia, para que estén correctamente cuidados y con un brillo natural.

 

Cuidado diario: Aspirador o mopa

Para el cuidado diario de estos suelos, evita usar la escoba al que estamos habituados, éste arrastra la suciedad y puede arañar nuestro suelo. Por este motivo, y para alargar la vida de tu suelo, es idóneo el uso de aspirador o mopa.

Con el aspirador, conseguirás eliminar todo rastro de suciedad sin necesidad de arrastrarla, con lo que no dañarás el suelo. Por otro lado, si no tienes aspirador, puedes usar la mopa ya que, debido a su superficie más acolchada, tampoco arañará tu suelo.

En caso de tener alguna mancha resistente o muy incrustada, se recomienda el uso de un paño o de fregona pero muy escurrida, con apenas agua, ya que los suelos de madera no la resisten tan bien como otros.

 

CÓMO LIMPIAR TUS SUELOS DE MADERA

 

Uso semanal: Productos de limpieza específicos

En primer lugar, cabe decir que la utilización de productos químicos en suelos de madera de forma regular no es lo más recomendable, por lo que su uso debe limitarse a un máximo de una sola vez a la semana.

Dispuestos a usar productos de limpieza en nuestro suelo, se ha de tener presente que existen algunos específicamente creados para los suelos de madera. A la hora de usarlos, sigue correctamente las indicaciones del fabricante para no usar cantidades excesivas de producto, y recuerda que esto puede variar en función del fabricante.

 

Aplicación mensual: Abrillantamiento con cera

Principalmente, no cualquier tipo de producto que contenga cera es válido. Para nuestros suelos de madera, evitaremos el uso de cualquier cera o silicona que pueda dañar su barniz.

Como en el apartado anterior, también encontramos productos de abrillantamiento y encerado que son específicos para suelos de madera. El uso de estos debe limitarse a una sola vez al mes y es importante recordar que, de vez en cuando, esta cera ha de ser eliminada, con productos que cumplan con este fin, y volver a encerar de nuevo el suelo.

 

Además de esto, y para evitar que el suelo se arañe, prueba a colocar protectores de fieltro debajo de mesas, sillas y otros muebles, con lo que evitarás arañazos en caso de necesitar arañarlos.

Si tienes algún consejo acerca de cómo cuidar los suelos de madera o si tienes cualquier duda en relación a este post, no dudes en dejarnos un comentario ¡y te contestaremos tan pronto como podamos!

Artículos relacionados

No hay comentarios

Escribe tu comentario